La palabra de hoy 15 de marzo de 2010


Pero yo siempre estoy contigo,
pues tú me sostienes de la mano derecha.
Me guías con tu consejo,
y más tarde me acogerás en gloria.
Salmos 73:23-24

Es de gran alegría y satisfacción saber que aunque tropecemos con los obstáculos y las trampas que han sido diseminadas en nuestro camino tenemos a quien aferrarnos para volvernos a levantar tantas veces como sea necesario. La mano poderosa de Dios está muy cerca de nosotros para asirnos y alzarnos y colocarnos de nuevo en nuestros pies. No sólo nos levanta sino que sana cualquier herida que hayamos podido sufrir por causa de la caída. Luego nuestro Padre celestial nos coloca en esa parte del camino donde nuestros pies están sobre terreno firme y no hay peligro de resbalar y caer.

¿Te encuentras abatido y golpeado por la caída? ¿Sientes que no tienes fuerza para levantarte y retomar la marcha? ¿Piensas que ya no queda quien te ayude?

Traigo excelentes noticias para ti. Clama a Dios y su cercana y poderosa mano te tomará para darte nuevas fuerzas y poner tu frente en alto de nuevo. Búscalo ahora que está cerca y quiere ayudarte. Aférrate a su mano y no te sueltes nunca, así será más difícil que vuelvas a caer pues estarás caminando apoyado en Dios Todopoderoso, el que nunca falla.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en La Palabra de Hoy, Salmos y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La palabra de hoy 15 de marzo de 2010

  1. Maria Marleny Rico Garcia dijo:

    si DIOS maravillosas y grandes son tus OBRAS….Amen,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s