La palabra de hoy 28 de septiembre de 2010


Oh Señor, todos los reyes de la tierra
te alabarán al escuchar tus palabras.
Celebrarán con cánticos tus caminos,
porque tu gloria, Señor, es grande.
Salmos 138:4-5

Entre los tantos atributos de nuestro Padre celestial destacan su amor y su fidelidad. Nadie que haya tenido una experiencia personal con Dios puede dudar de que el amor de Dios es la cosa más grande del universo. Todos los que han recibido su misericordia y perdón pueden dar fe de la imposibilidad de la vida y la salvación si no fuera por el gran amor de Dios, amor sin límites e incomprensible para nuestras limitadas mentes, amor que rompe toda condenación e injusticia. Y como si eso fuera poco, la fidelidad de Dios complementa perfectamente ese amor al asegurarnos que Dios respetará su parte del acuerdo sin condiciones pues él no es hombre para que se arrepienta de lo que ha prometido. Sea cual sea la situación adversa en que nos encontremos el amor de Dios y su fidelidad son la carta de garantía de que saldremos airosos de la prueba más difícil que se nos pueda presentar.

¿Has llegado a pensar que ya no hay esperanza para ti? ¿Piensas acaso que Dios te ha abandonado y se ha olvidado de ti? ¿Te deshaces en llanto por la desesperación que ha invadido tu ser?

Recuerda todas las cosas buenas que Dios te ha dado. No olvides todas las anteriores oportunidades en las cuales Dios ha extendido su poderosa mano para librarte de los peligros más grandes. Ten la seguridad de que al igual que lo hecho en el pasado nuestro Padre saldrá adelante para volver a poner tus pies sobre terreno firme y llano. Descansa en él y alaba su dulce nombre. Él cumplirá en ti su propósito. ¡Sólo a Dios sea la gloria!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en desesperanza, La Palabra de Hoy, Salmos y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La palabra de hoy 28 de septiembre de 2010

  1. oscar dijo:

    Solo puedo decir que jamas uno como ser humano devemos darnos porvencidos, por Dios prometio salvarnos y el siempre cumple sus promesas, lo que es dificil es enterder estas palabras por que estamos en mundo lleno de avaricia y vivimos del pecado por nacimos del pecado y sin conocer de dios estamos perdidos, solo recuerda Dios cumple loque promete, cuando piensas que no te escucha es por te quiere mostrar algo mas, adoremos y alava al Señor tu Dìos que en el esta la salvacion.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s