¿Quebrantado?


El SEÑOR está cerca de los quebrantados de corazón,
y salva a los de espíritu abatido.
Salmos 34:18

No hay una barrera que se interponga más firmemente entre los hombres y Dios que el orgullo. El pecado del orgullo tuvo su orígen en el cielo cuando Luzbel se rebeló y pretendió ser “semejante al Altísimo” y levantar su trono “por encima de las estrellas de Dios”. Con esta actitud sólo logró ser arrojado al sepulcro, a lo más profundo de la fosa. Luego, en el jardín del Edén, vemos como Satanás tienta a Eva diciéndole que si come del fruto prohibido del árbol del conocimiento del bien y del mal llegará a ser como Dios. Ya todos sabemos como terminó este asunto. Más tarde vemos a Caín deseoso de que se le reconociera su estatus como primogénito pero Dios sólo miró con agrado la ofrenda sincera y desinteresada de Abel, lo que motivó que ocurriera el primer homicidio de la historia. Un poco más adelante , después de ocurrido el diluvio, vemos al pueblo establecido en la llanura de Sinar, en Mesopotamia, con planes de construir una ciudad y una torre “que llegue hasta el cielo”. Como podemos observar, el orgullo es más viejo que la historia.

Dios busca acercarse a sus hijos y él siempre toma la iniciativa, pero como el orgullo se interpone en su camino, no queda otra vía que abatir el espíritu y quebrantar el corazón de aquellos que se han dejado llevar por su naturaleza pecaminosa para pecar contra Dios con altivez y altanería. Al ser nuestro corazón quebrantado y nuestro espíritu abatido podemos darnos cuenta de cuánto necesitamos a Dios para avanzar en todos los aspectos de la vida. El Señor Jesús fue muy enfático cuando en el monte de las bienaventuranzas dijo: “Dichosos los pobres en espíritu, porque el reino de los cielos les pertenece”. ¿Cómo prefieres estar? ¿Cerca o alejado de Dios? Si quieres estar cerca de Dios tienes que aprender a vivir con humildad, reconociendo al Señor Jesús en todos tus caminos. Cuando tu orgullo sea quebrantado podrás disfrutar aún más de las bendiciones asociadas con estar en sintonía con nuestro Padre celestial. ¡Sólo a Dios sea la gloria!

Esta entrada fue publicada en La Palabra de Hoy y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a ¿Quebrantado?

  1. Mirna Ester Alvarez Murgas dijo:

    ¡¡¡Améeeeeeeeeeeeeeeeen!!! !Qué Bendición de palabras!

  2. Clara Alejandro dijo:

    Cuando Jesús entra en nuestro corazon, todo cambia; él nos cambia… Pero para eso antes tenemos que pedir perdón por todos nuestros pecados… es ahí, donde Jesus guia nuestras vidas y pasamos a ser hijos de Dios o siervos de Dios… Mi señor, te agradezco mucho por todo lo que haz hecho por mi vida… Te amo mi señor!!!

  3. Hermelindo dijo:

    Las cosas mundanas son las mas vistas pero el poder de Dios no… Gloria sea Dios…muchas bendiciones…

  4. marylin dijo:

    He intentado por mas de 5 años acercarme a Dios y entregarle mi vida, pero he fallado muchas veces en mi intento, me domina el mundo y todo lo malo que trae consigo; No tengo amor propio siquiera por lo que cualquier comentario, palabra u accion de las personas a las que me acerco y me entrego de corazon me destruye en un instante y nace en mi corazon sentimiento de odio y rencor y aunque creo en Dios y se que es el la unica verdad y salida cada dia estoy mas lejos de el😦

  5. Edwin dijo:

    al igual que marilyn en su comentario anterior yo quiero cambiar pero hay fuerzas internas en mi que no me permiten , hay dias en que decido hacerlas pero apenas me incinuan algo malo yo sigo cayendo por favor quiero ser un buen hijo de dios si alguien me puede ayudar con un comentario que me influencie a no caer los voy a agradecer de corazon

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s